lunes, 19 de septiembre de 2011






Se nubla el cielo.
Las alas inmóviles
de la libélula.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada